PROTECTOR LABIAL MEIK

El Protector Labial Meik es un producto desarrollado por dermatólogos pensando en el cuidado especial de tus labios. Es un bálsamo de textura suave, cuya base contiene cera de abejas y manteca de karité para mantener los labios suaves e hidratados. Enriquecido con extracto de Açaí y vitamina E que actúan como antioxidantes, activadores de la producción de colágeno y revitalizantes.

 

Este protector labial cuenta con un Factor de Protección Solar (SPF) de 30 para proteger los labios de los efectos nocivos del sol, a corto y a largo plazo. Su ligero toque mentolado genera una sensación calmante y refrescante. Es libre de parabenos, sustancias químicas usadas habitualmente en  cosméticos con el fin de conservar el maquillaje, evitando así que el producto pierda efectividad en el tiempo. Aunque en la mayoría de las personas estas sustancias no producen problemas en la piel, existe un porcentaje bajo de la población que puede presentar irritación y alergias por su uso.

Bio-EmulsionAçaí

La Bio-EmulsiónAçaí es producida con la pulpa de frutos silvestres de Suramérica. El Açaí se distribuye en las zonas inundables de nuestra costa pacífica y en los bajos de los principales ríos. Tradicionalmente ha sido utilizado como un súper alimento por las poblaciones locales. Durante años de consumo, se ha destacado su efecto benéfico en el cuidado y rejuvenecimiento de la piel. La tecnología Bio-Emulsión consiste en un proceso de extracción y homogenización de la pulpa fresca de Açaí. La aplicación de esta tecnología, permite extraer en altas proporciones los compuestos activos presentes en la fruta, sin emplear solventes nocivos para la salud. 


Bio-EmulsionAçaí contiene una gran variedad de compuestos bioactivos de características hidrosolubles y liposolubles provenientes de la pulpa de açaí. Se destacan compuestos tipo fenólicos como el ácido ferúlico y el ácido clorogénico, que son antioxidantes naturales capaces de estabilizar especies reactivas del oxígeno (ROS), inhiben rutas relacionadas con procesos inflamatorios, promueven la síntesis de colágeno, inhiben la degradación de éste y la elastina, y las rutas enzimáticas relacionadas con los procesos de pigmentación de la piel. De ahí su importancia como activos empleados para el cuidado de la piel, dada su actividad como agentes anti-edad, antiarrugas, despigmentantes y antioxidantes.


También tiene compuestos que han mostrado un efecto fotoprotector significativo, modulando el estrés oxidativo que genera el efecto de la radiación ultravioleta sobre los fibroblastos y queratinocitos de nuestra piel. De esta forma, todos sus componentes en forma sinérgica, actúan sobre las propiedades anti-edad y fotoprotectoras de Bio-EmulsionAçaí.


La Bio-EmulsionAçaí es, sin duda, un ingrediente procolágeno que actúa en las células de nuestra piel incrementado la producción de colágeno y evitando su degradación.
 

Cera de Abejas

La cera de abejas es un ingrediente empleado en cosmética natural por su alto contenido antioxidante y humectante. La cera de abejas tiene altas propiedades emolientes, nutre la piel suavizándola, por ello se emplea para protectores labiales y cremas. La elaboración de la cera de abeja tiene lugar en los panales donde éstas conservan la miel, el polen y la reina deposita sus huevos. Para producir 1 Kg de cera, las abejas deben consumir entre 6 y 7 kg de miel. 

La cera de abejas tiene múltiples beneficios para el cuerpo, especialmente para la salud de la piel. Además de atrapar la humedad, la cera de abeja protege a las células de la piel del daño causado por factores ambientales. Produce suavidad y crea una capa protectora contra los elementos externos. Este ingrediente será un auténtico humectante natural, así como antiinflamatorio, antibacteriano, antialérgico y antioxidante. Por lo anterior, tiene un especial valor en el cuidado de los labios agrietados.
 

Manteca de Karité
 

El karité (Vitellariaparadoxa) es un árbol de hasta 15 metros de altura de las sabanas arbóreas del oeste de África. El nombre de karité significa árbol de mantequilla. Este árbol puede vivir hasta tres siglos y el diámetro del tronco puede medir hasta un metro.


Tradicionalmente en África Occidental, sus frutos se llaman nueces, estos frutos son drupas carnosas con una almendra de cáscara fina. Se obtiene, tras ebullición y triturado de estas almendras, una grasa vegetal llamada manteca de karité. Esta sustancia es comestible y utilizada tradicionalmente en la cocina local. Está compuesta principalmente de ácido oleico (60-70%), ácido esteárico (15-25%), ácido linolénico (5-15%), ácido palmítico (2-6%) y ácido linoleico (<1%). Se conoce sobre todo a esta grasa por sus propiedades humectantes, razón por la cual es utilizada en la composición de numerosos preparados de la industria cosmética como nuestro Protector Labial Meik.


La manteca de Karité tiene acción protectora contra la resequedad de la piel y los labios, protege contra inflamaciones y se ha utilizado para la prevención y tratamiento del envejecimiento cutáneo, ya que estimula el metabolismo de las células y previene las arrugas. Además, tiene una excelente acción cicatrizante de las heridas. Esto la hace apta para el tratamiento de labios secos y agrietados.

SPF30

El Protector Labial Meik, no solo repara e hidrata los labios sin dejar sensación grasa, sino que además cuenta con un SPF30. Es un producto diseñado con filtros solares para brindar protección contra la exposición a rayos ultravioleta, y por lo tanto, previene el envejecimiento prematuro y el cáncer de piel de los labios. Además, contiene otros activos fotoprotectores como la vitamina E que calman, humectan y protegen los labios frente a los factores externos como la exposición al sol. La Vitamina E [TocopherylAcetate] también brinda propiedades antioxidantes que protegen contra el envejecimiento al eliminar los radicales libres que causan degeneración de las células de la piel. 


En conclusión, la alta concentración de compuestos antioxidantes del Protector Labial Meik, elimina toxinas producto de radicales libres y aporta un aumento en la renovación celular, debido a su alta capacidad de permear las barreras de la piel y retener la humedad. Además de sus propiedades antienvejecimiento, revitalizantes y humectantes, tiene una muy buena protección contra la radiación ultravioleta, causante de un sin número de casos de cáncer de piel y envejecimiento prematuro de los labios. 

Vitamina E

 

 

La vitamina E es un antioxidante liposoluble, que ha sido utilizado por más de 50 años en dermatología como un ingrediente importante en muchos productos cosméticos. La forma más abundante y biológicamente activa de la vitamina E, el alfa-tocoferol (αT), es la forma utilizada por el ser humano en su metabolismo. El αT protege la piel del daño causado por la radiación ultravioleta al detener la formación y favorecer la limpieza de radicales libres de oxígeno, estabilizando las membranas de las células y reduciendo el número de células muertas.

 

Por estas razones se le atribuyen propiedades anticancerígenas y fotoprotectoras. La luz ultra violeta reduce la concentración de la piel de αT, promoviendo el envejecimiento de la piel. La vitamina E es, entonces, un potente antioxidante, y por tal razón su acción sobre la piel se traduce en un retraso del envejecimiento celular. Así mismo, combate los radicales libres que actúan sobre el deterioro del tejido cutáneo y que son los responsables de la aparición precoz de arrugas. Su uso es particularmente especial cuando se combina con filtros y pantallas solares, ya que potencia en forma significativa su acción en contra de la radiación ultravioleta.

 

Los resultados de los últimos trabajos muestran lo recomendable que es incorporar la vitamina E a concentraciones relativamente elevadas en preparados para el cuidado y protección de la piel. Por eso todo producto antisolar o para el cuidado de la piel, debería contener sustancias activas que impidan la formación de radicales libres. Por otra parte, la vitamina E protege a las preparaciones cosméticas del daño oxidativo.

Es importante resaltar que cuando tus labios están visiblemente agrietados hay un fenómeno de inflamación profunda que debemos reparar para obtener una óptima y rápida recuperación. Ésta es la razón por la cual no basta con usar humectantes, es necesaria la presencia de principios activos con capacidad protectora y  reparadora de la barrera cutánea, que además cuenten con propiedades antiinflamatorias y antioxidantes


Revitaliza, humecta  y protege tus labios con el Protector Labial Meik

CONTÁCTANOS

© 2013 by Maquillaje Meik

  • Facebook - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo